AINEX - Sobredosificación

Los síntomas que se presentan después de una sobredosis con antiinflamatorios no esteroideos usualmente se limitan a letargia, somnolencia, náusea, vómito y dolor epigástrico y son generalmente reversibles con medidas de apoyo. Puede presentarse sangrado gastrointestinal. Puede presentarse hipertensión, falla renal aguda, depresión respiratoria y coma, pero es raro. Las reacciones anafilácticas se han reportado con la ingesta terapéutica de antiinflamatorios no esteroideos y pueden ocurrir posterior a una sobredosis. En caso de sobredosis, debe instituirse tratamiento sintomático y de apoyo. No existen antídotos específicos. No hay datos disponibles sobre el uso de hemodiálisis para eliminar el Nimesulida, pero dado su alto grado de unión a proteínas plasmáticas (hasta 97,5%), es muy poco probable que la diálisis sea útil en casos de sobredosis. La inducción de emesis y/o administración de carbón activado (60-100 g en adultos) y/o catárticos osmóticos pueden estar indicados en los pacientes atendidos dentro de las primeras cuatro horas después de la ingesta del medicamento o en aquellos con sintomáticos o con una gran sobredosis. La diuresis forzada, alcalinización de la orina, hemodiálisis, o hemoperfusión pueden ser inútiles debido a la alta unión a proteínas. Las funciones renales y hepáticas deben ser monitoreadas.