GLIBENCLAMIDA MK - Interacciones

Unión a Proteínas: Debido a que la glibenclamida se une en un alto porcentaje a las proteínas plasmáticas, los pacientes que reciben fármacos con alta unión a proteínas deben ser cuidadosamente observados respecto a sus eventos adversos cuando la terapia con glibenclamida es iniciada o descontinuada o viceversa. La fenilbutazona: Puede potenciar el efecto hipoglucemiante de la glibenclamida por lo cual debe monitorearse estrechamente los signos y síntomas de hipoglucemia y ajustar las dosis. Los diuréticos tiazídicos: Pueden exacerbar la diabetes mellitus e incrementar los requerimientos de los hipoglucemiantes, se debe tener precaución extrema cuando son usados. Se ha presentado reacciones parecidas al disulfiram con el uso concomitante con alcohol (calambres abdominales, náuseas, vómitos, cefaleas). Varias interacciones potenciales existen entre los bloqueadores betaadrenérgicos y las sulfonilureas: Pueden deteriorar la tolerancia a la glucosa, incrementando la frecuencia o severidad de la hipoglucemia, incluso los oftálmicos, existe evidencia de que estos efectos pueden ser minimizados por el uso de bloqueadores beta 1 adrenérgicos selectivos, pero en general se recomienda en lo posible evitar el uso concomitante de estos principios activos siempre que sea posible. El miconazol y fluconazol: Utilizados en forma concomitante con hipoglucemiantes orales como la glibenclamida, incrementan las concentraciones plasmáticas de esta y pueden precipitar una hipoglucemia severa. Otros principios activos: Que pueden incrementar los efectos hipoglucemiantes de las sulfonilureas incluyendo la glibenclamida son cloranfenicol, inhibidores de la monoamino oxidasa, fluoroquinolonas y probenecid. Los AINEs, el clofibrato, la insulina, los salicilatos o sulfamidas igualmente potencian el efecto hipoglucemiante. Los principios activos que pueden disminuir el efecto hipoglucemiante de la glibenclamida son los diuréticos no tiazídicos (furosemida), corticosteroides, fenotiazinas, agentes tiroideos, estrógenos, anticonceptivos orales, fenitoína, ácido nicotínico, simpaticomiméticos, bloqueadores de los canales de calcio, rifampicina e isoniazida. Aumentan la concentración de glucosa en sangre, y por lo tanto obligan a modificar la dosificación de glibenclamida: ACTH, adrenalina, danazol, difenilhidantoína, triamtereno. Los pacientes deben ser vigilados estrechamente en sus niveles de glucemia cuando estos dos grupos de medicamentos son administrados o discontinuados en pacientes que reciben glibenclamida. Poblaciones especiales: Pediatría: La seguridad y eficacia de la glibenclamida en niños no ha sido bien establecida y su uso en este grupo de edad debe ser única y exclusivamente del pediatra y/o endocrinólogo de acuerdo con su criterio médico.