ACITRETINA - Dosificación

La existencia de variaciones en la absorción y la velocidad de metabolización de la acitretina exige ajustar individualmente la dosis. Por vía oral debe tomarse con preferencia una vez al día, con comidas o leche. Pauta orientadora: dosis diaria inicial: 25mg a 30mg durante dos a cuatro semanas, pueden dar resultados terapéuticos satisfactorios; dosis de mantenimiento: deberá fijarse en función de los resultados clínicos y la tolerancia. En general, con una dosis diaria de 25mg a 50mg durante otras seis u ocho semanas se obtienen resultados óptimos. A veces puede ser necesario incrementar la dosis hasta un máximo de 75mg diarios. En los pacientes con psoriasis el tratamiento puede terminarse cuando las lesiones hayan remitido lo suficiente. Las recidivas deben tratarse con arreglo a las mismas pautas. En los trastornos de la queratinización suelen requerirse dosis de mantenimiento lo más bajas posible, que pueden ser inferiores a 20mg y sin sobrepasar los 50mg diarios. Niños: los posibles efectos secundarios graves asociados con la administración prolongada obligan a evaluar cuidadosamente los riesgos y los beneficios terapéuticos. La acitretina no debe emplearse más que en caso de haberse agotado las demás alternativas terapéuticas y la dosis, que se establece en función del peso, es de 0,5mg/kg/día. En algunos casos quizá se requiera hasta 1mg/kg/día por tiempo limitado, pero no debe excederse de un máximo de 35mg/día. La dosis de mantenimiento ha de ser lo más baja posible, a causa de los eventuales efectos secundarios del tratamiento en el largo plazo.