FLUVOXAMINA - Interacciones

La fluvoxamina puede prolongar la eliminación de fármacos metabolizados en el hígado (CYP450), por lo que en la coadministración con algunas drogas de estrecho rango terapéutico deben ser monitorizados los niveles plasmáticos de éstas: terfenadina, astemizol, cisapride, algunas benzodiazepinas y fenitoína. Teofilina: reducir inicialmente a ⅓ la dosis de teofilina y retitular, no es necesario ajustar la fluvoxamina. Warfarina y otros anticoagulantes orales, cumarinas: aumento del efecto anticoagulante, monitorizar el tiempo de protrombina. Quinidina: puede inhibir la metabolización de la fluvoxamina, administrar con precaución. Etanol: interacción no significativa. Carbamazepina, clozapina, metadona, antidepresivos tricíclicos: aumento de la concentración plasmática de estas drogas y de su toxicidad, administrar con precaución, monitorizar los niveles plasmáticos y los síntomas de los pacientes al iniciar y discontinuar la fluvoxamina o las otras drogas. Litio y triptófano: pueden aumentar los efectos serotoninérgicos de la fluvoxamina (con triptófano se registraron vómitos severos). Alprazolam: duplicación de la concentración plasmática de alprazolam, reducir la dosis al menos a la mitad y retitular el alprazolam, no es necesario ajustar la dosis de fluvoxamina. Diazepam: inhibición de la eliminación del diazepam y de su metabolito activo, evitar la administración conjunta. Lorazepam, oxazepam, temazepam, digoxina: no se registraron interacciones con significado clínico. Sumatriptán: debilidad, hiperreflexia, incoordinación, observar al paciente. Diltiazem: bradicardia, observar a los pacientes. Propanolol, metoprolol: reducción inicial de la dosis de betabloqueantes por inhibición de la metabolización y retitulación de la dosis, sin necesidad de modificar la dosis de fluvoxamina. Atenolol: se elimina por vía renal, no interacciona con fluvoxamina. Hábito de fumar: se registra un incremento de 25% en la eliminación de la fluvoxamina. IMAO: riesgo de reacciones severas y hasta fatales incluyendo síndrome neuroléptico maligno, iniciar el tratamiento con una droga sólo 14 días después de la discontinuación de la otra, no administrar en forma conjunta. Otros antidepresivos: evitar la administración conjunta.